sábado, 2 de noviembre de 2013

El beso

Hace unos meses quería recordar cómo se llamaba el artista que usaba cadáveres para exhibir en sus galerías fotográficas;  ahora, por fin, lo he recordado: Joel-Peter Witkin.  Por consiguiente, una vez recuperado el nombre de mi memoria, con mucho gusto (sonrisa macabra) les comparto algunas de las fotografías que más me gustan. ¡Ah!,  por cierto, sé que es muy bizarro que me agrade el estilo del artista, por eso mismo no se molesten en decirme cuán raro les parece todo esto, ya me lo han repetido hasta el cansancio.